cara delgada

Tener un rostro joven con cara delgada es un deseo de miles de mujeres y hombres, para ellos existe la técnica resurfacing facial. Este procedimiento no quirúrgico consiste en la formación de piel nueva a partir de la eliminación de la piel vieja.

El procedimiento ayuda a regenerar la piel y se realiza por medio de laser CO2. Con la renovación de la piel desaparecen los signos del envejecimiento como manchas, cicatrices, arrugas y flacidez.

Con la formación de piel nueva, se puede observar colores y texturas mas uniformes. Con la aplicación de nuevo colágeno, se da origen a piel firme y tensa. Este procedimiento no invasivo con laser de CO2, esta considerado como la técnica con mayores resultados.

El resurfacing facial produce efectos visibles rápidamente, en un periodo mínimo de una semana se producen cambios en la piel. La mejoría en la zona tratada continúa mejorando en los próximos seis meses y sus efectos pueden ser permanentes.

¿COMO SE HACE?

Este procedimiento no quirúrgico, se realiza en consultas de forma ambulatoria y se aplica anestesia tópica. Luego de realizar limpieza, se procede a disparar el laser por la superficie cutánea y a lo largo de la superficie a tratar.

La duración del tratamiento en cada sesión depende del área que se trabaje. En la cara, escote y abdomen puede durar entre 20 y 30 minutos, otras zonas como labios o perioculares mucho menos.

Después de haber recibido el tratamiento, la piel puede presentar enrojecimiento y se produce la sensación de quemadura solar. El periodo de recuperación pueda variar y dependiendo de los parámetros utilizados además de cuidados dermatológicos.

CUANTAS SESIONES Y CUANDO SE INDICA EL RESURFACING (CARA DELGADA)

Cuando se trata de resurfacing facial, mencionaremos dos técnicas: Ablativo no fraccionado que requiere solamente una sesión. El resurfacing ablativo fraccionado, la técnica más utilizada requerirá al menos dos sesiones con seis semanas de separación entre ellas.

Se recomienda el resurfacing facial cuando se cumplen algunas condiciones como:

Como una regla general, las peores condiciones que se observen en la piel, son propicias para los mejores efectos del surfacing. Específicamente, el planteamiento de un rejuvenecimiento facial se debe considerar cuando:

Cualquiera que sea el motivo por el cual se realiza el resurfacing facial, lo importante son los resultados obtenidos después de la recuperación total.